El plan de reactivación del sector marítimo-pesquero de Galicia frente al coronavirus supondrá una inyección global de 77 millones de euros en 2020

17 de Junio de 2020
La conselleira del Mar se reunió en Ribeira con representantes del sector pesquero donde presentó las medidas a adoptar para hacer frente a la crisis derivada de la covid-19
  • Esta herramienta denominada `Avantemar´ incluye cinco líneas de apoyo que buscan aportar liquidez y solvencia a las empresas del sector para garantizar su sostenibilidad y competitividad ante las dificultades derivadas de la covid-19
  • Pretende atender a todos los sectores y subsectores ante las pérdidas acumuladas en los últimos meses y especialmente a los profesionales no beneficiados por las aportaciones y medidas diseñadas por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación al amparo de la modificación del Fondo Europeo Marítimo y de Pesca
  • El programa incluye más de 7 millones de euros con fondos propios de la Xunta para la flota que siguió faenando durante la covid-19 a pesar de que la actividad no era rentable y 600.000 euros para cofradías y entidades gestoras de lonjas
  • Además de la línea de apoyo a profesionales y empresas el plan contempla otras cuatro relacionadas con la sostenibilidad, liquidez y financiación general, con la adecuación y sostenimiento de las actividades conexas, con la reorientación del sistema económico-comercial pesquero y con la flexibilización administrativa

La conselleira del Mar, Rosa Quintana, destacó hoy en Ribeira que Galicia cuenta con un plan de reactivación para el ámbito marítimo-pesquero ante la crisis derivada del coronavirus que supondrá una inyección global de 77 millones de euros en 2020 en el complejo mar-industria a través de cinco líneas de apoyo que buscan aportar liquidez y solvencia a las empresas del sector para garantizar su sostenibilidad y competitividad ante las dificultades actuales derivadas de la covid-19. El objetivo de este plan, subrayó Rosa Quintana, es que nadie quede atrás en el camino de la recuperación y que el sector vuelva a la situación previa a la pandemia lo antes posible.

El plan de reactivación y dinamización del ámbito marítimo-pesquero, denominado Avantemar, pretende ser un programa general de apoyo al sector ante las importantes pérdidas acumuladas en los últimos meses, que ascienden a 25 millones de euros en primera venta, casi 60 millones de euros en pérdidas inducidas por la falta de actividad y más de 500 millones de euros en el conjunto de la cadena mar-industria. Por eso, destacó la titular de Mar, el Ejecutivo gallego considera necesario adoptar medidas de manera urgente para que los profesionales del mar puedan superar las dificultades y volver a la normalidad.

El programa de apoyos diseñado por la Consellería del Mar, que fue presentado a los representantes del sector en una reunión de trabajo, pretende atender a todos los sectores y subsectores y hace especial hincapié en aquellos profesionales que no se ven beneficiados por las aportaciones y medidas diseñadas por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación al amparo de la modificación del Fondo Europeo Marítimo y de Pesca (FEMP). Es el caso de las embarcaciones que mantuvieron su actividad durante el estado de alarma para suministrar alimentos de calidad a la ciudadanía a pesar de que la actividad no era rentable.

A mayores de los barcos que paralizaron totalmente la actividad durante la crisis de la covid-19 -que contarán con aportaciones vía FEMP- el plan Avantemar prevé apoyos para aquellos pesqueros que siguieron faenando y que sufrieron pérdida de ingresos. Podrán beneficiarse de ellos aquellas embarcaciones con puerto base en Galicia inscritas en el registro de buques pesqueros de Galicia que en el período comprendido entre el 14 de marzo y el 15 de mayo de este año sufrieran una caída en la facturación superior al 25% por las ventas efectuadas en lonjas de Galicia en relación a la media obtenidas en el mismo período de los tres ejercicios anteriores (2017, 2018 y 2019).

Esta vía de apoyo para la flota que permaneció activa está dotada con más de 7 millones de euros, dispuestos por la Xunta con fondos propios y la cuantía mínima a percibir por buque es de 500 euros y la máxima de 40.000 euros, en función de la actividad que tuvieran en los tres años anteriores en el mismo período de tiempo.

El plan también contempla aportaciones para las cofradías y entidades gestoras de lonjas que registraron pérdidas debido al descenso de sus ingresos durante el período comprendido entre el 14 de marzo y el 14 de mayo en relación con el mismo período del año anterior. Para estas entidades dispone de 600.000 euros procedentes también de fondos propios del Ejecutivo autonómico.

Rosa Quintana señaló que ambas medidas se publicarán en próximas semanas y expuso que en cada una de ellas el plazo de presentación de solicitudes será de un mes desde su publicación en el Diario Oficial de Galicia.

Otros apoyos

Entre los apoyos que incluye Avantemar para los profesionales, la conselleira también destacó los destinados a las mariscadoras y mariscadores que pararon temporalmente su actividad durante la pandemia debido al cierre del canal HORECA, su principal canal comercial, y que no pudieron beneficiarse por el cese de actividad habilitado tras la declaración del estado de alarma. Para estos profesionales el plan prevé más de 5 millones de euros con fondo FEMP asignado a Galicia y con fondos propios. Además, para paliar los efectos de inactividad en el colectivo de rederas a consecuencia de la covid-19, para este sector se pondrán a disposición apoyos con fondos propios por valor de 400.000 euros.

Todas estas medidas y otras destinadas a empresas y profesionales se enmarcan en la línea de Avantemar relacionada con su dinamización y la solvencia general, una de las cinco líneas que comprende esta herramienta. Las otras cuatro son la relacionada con la sostenibilidad, liquidez y financiación general, donde se enmarca, por ejemplo, la flexibilización de tasas; la que tiene que ver con la adecuación y sostenimiento de las actividades conexas, la relacionada con la reorientación del sistema económico-comercial pesquero para adecuarse a la situación social derivada de la pandemia y por último la línea de adecuación y flexibilización administrativa.

Las vías de apoyo que contempla el plan de reactivación destinado al mar de Galicia, explicó Rosa Quintana, serán presentadas en detalle al sector. Hoy, añadió, presentamos en Ribeira algunas de ellas debido a su gran vocación pesquera, pues la lonja de este municipio coruñés es la principal de pesca de bajura de Galicia y de España y la que registra la mayor cantidad de descargas de los puertos de titularidad autonómica. Además, recordó la titular de Mar, los profesionales del mar de esta zona son un claro ejemplo del esfuerzo realizado por los trabajadores del mar de Galicia desde el inicio de la alerta sanitaria por la covid-19 para suministrar alimentos de calidad a la ciudadanía.